VALOREMOS Y VIVAMOS NUESTRA FE

Al celebrar este domingo el Bautismo de Jesús, recordemos el nuestro y hablemos de la importancia de nuestra fe. En la base de nuestra fe está el bautismo, el sacramento que nos convierte en hijos de Dios y miembros de la Iglesia. La fe se recibe en la comunidad y se vive en comunidad.

 

Es don de Dios, pero al mismo tiempo es un acto humano y libre. El Catecismo de la Iglesia dice que sólo es posible creer por la gracia y la ayuda interior del Espíritu Santo; pero creer es un acto auténticamente humano. No es contrario ni a la libertad ni a la inteligencia del ser humano" (n. 154).

Necesitamos actualizar y renovar nuestra fe, para educarnos mejor en esta dimensión de nuestra vida y para vivir más dignamente, iluminados por ella.

Hoy, junto a aspectos positivos, en nuestra sociedad existen muchas situaciones negativas. Parece que la humanidad no avanza en los temas de la fraternidad y la paz. Igualmente el progreso y el bienestar manifiestan sombras y confusiones.

Tenemos grandes avances en la ciencia y la tecnología, pero muchos viven sin encontrarle sentido a su vida; tenemos situaciones de pobreza, violencia e injusticia;  

La fe es fundamental; no basta satisfacer necesidades materiales; necesitamos amor, sentido y esperanza, razones seguras para una vida con rumbo, frente a las dificultades y problemas cotidianos.

La fe nos ofrece luces para confiar en un "Tú" superior, es decir en Dios, quien nos da la verdadera seguridad.

La fe no es un mero asentimiento intelectual del ser humano, frente a las verdades fundamentales; es un acto por el cual nos confiamos libremente a un Dios que es Padre y que además nos ama en toda circunstancia; efectivamente la fe es adhesión a un "Tú" que nos da esperanza cierta y confianza segura.

Dios se ha manifestado a nosotros en Cristo, nos mostró su rostro y nos ha dicho que estará siempre con nosotros. Nos ha dicho igualmente que su amor por nosotros, es sin medida. Efectivamente el Hijo de Dios tomó nuestra carne humana y murió por nosotros en la Cruz. Nos amó hasta dar su vida para que tengamos vida. Una pregunta final, ¿qué importancia le damos a la fe, y cuánto la estamos viviendo?

 

Juan Navarro Castellanos

+ Obispo de Tuxpan, Ver.

JSN Megazine template designed by JoomlaShine.com